Una colombiana, entre los heridos por ataque racista en EE.UU.

0

El pasado fin de semana una multitud de personas que reclamaban “supremacía blanca” inició una marcha en el campus de la Universidad de Virginia.

La comunidad, inconforme con el brote de racismo, salió a las calles en una contra protesta en la que pidieron dejar a un lado el racismo y respetar la libertad y la diversidad.

Lee: Marcha prueba que racismo está vivo en EE. UU.

Pero el sábado en la tarde James Alex Fields Jr. de 20 años, procedente de Ohio y al parecer simpatizante de movimientos neonazis, tomó un carro y atropelló a los manifestantes que pedían igualdad. Una mujer murió y una veintena de personas resultó herida.

Entre los lesionados está Natalie Romero, una joven de 20 años hija de la colombiana Ericka Chaves. La madre le dijo a la cadena Univisión que su hija tiene una fractura en el cráneo y se encuentra hospitalizada, pero estable.

“Mi hija es una guerrera y yo también lo soy”, dijo Ericka y reveló que Natalie perdió la memoria al momento del impacto. ““Ella se acuerda bien quién es, se acuerda de todo, menos de lo que le sucedió”, agregó.

Ericka inició una campaña de “crowdfounding” con la que pretende recolectar 120 mil dólares para cubrir los gastos médicos de la joven. “Natalie no tiene seguro de salud en este momento y tiene fracturas craneales, entre otras lesiones, por el ataque”, explicó en la campaña.

Hasta la mañana de este lunes había recolectado más de 97 mil dólares de 3.500 donantes que además le dejaron mensajes de apoyo, como el de Jeanine Bordeau que escribió: “Señora Chaves, yo estaba con su hija en esta marcha, justo detrás de ella. Siento mucho lo que pasó a usted y su familia”.

El Colombiano