Medellín, en las ciudades grandes, y Manizales, en las intermedias, son las ciudades donde las personas sienten más satisfacción y perciben una mejor calidad de vida, según lo reveló el sexto informe de Calidad de Vida, de la Red Colombiana de Ciudades Cómo Vamos.

El estudio encontró que las principales debilidades en materia de percepción sigue siendo la baja seguridad y la problemática en la movilidad, que se presenta en las catorce ciudades de la Red, en donde vive el 50% de la población urbana del país.

Natalia Escobar, directora de la Red Cómo Vamos, afirmó que “el reto es hacer que la gente se sienta más segura porque eso está afectando su calidad de vida”.

Las ciudades con mayores tasas de homicidios, por ejemplo, fueron Cali con 85,7%; y Yumbo con 56,4%. En contraste Bogotá y Bucaramanga presentaron las tasas más bajascon 16,7% y 15,9%; respectivamente.

3“Todas las ciudades tiene problemáticas de seguridad muy diferentes que las aquejan. El homicidio en las ciudades intermedias es mayor que en las ciudades grandes. Las ciudades grandes el problema es de victimización y baja percepción de seguridad, asociado a hurtos menores y a personas. También encontramos ciudades con altas tasas de lesiones personales como Bogotá, Ibagué y Bucaramanga, que paradójicamente tienen menores tasas de homicidios”, explicó Escobar.

La segunda problemática tiene que ver con movilidad, pues en todas las ciudades de la red el transporte privado está desplazando al transporte público, lo que evidencia unos retos a futuro para garantizar la sostenibilidad en las inversiones en los modos de transporte.

Medellín, Bogotá y Cali encabezan la lista de ciudades con más automóviles particulares por número de habitantes. Mientras que en el caso de las motos, la lista es encabezada por Bucaramanga, seguida de Medellín, Manizales e Ibagué.

“A los hogares les queda más fácil adquirir un vehículo o una moto. Entonces, cuando los ciudadanos tienen la opción de hacerlo están escogiendo el transporte privado por encima del público que todavía no les da lo que necesitan para seguirse satisfechos”, dijo Escobar.

Según el informe, esta dinámica, consecuencia de la baja satisfacción de la gente en el servicio de transporte público, ha llevado a elevar los problemas de contaminación del aire y los niveles de accidentalidad.

La única ciudad bien ranqueada fue Medellín, en donde los ciudadanos se sienten satisfechos con el transporte público, por la variedad en los modos de transporte y la calidad del servicio.

Así mismo, se encontró que en todas las ciudades los habitantes no están satisfechos con cómo invierten los recursos las administraciones locales. El informe indica que la cobertura en educación y salud es buena, pero la calidad en ambos servicios básicos sigue siendo precaria.

Entre tanto, los aspectos mejor calificados fueron: una reducción de la pobreza en casi toda la red de ciudades, a excepción de Pereira. Bogotá, con 10,2%, Bucaramanga (10,3%), y Medellín (16,1%), presentan los menores índices de población en situación de pobreza. El informe también destaca la disminución de la tasa de desempleo en todas las capitales de la red, Barranquilla (8%), Bogotá (9%) y Bucaramanga (9,4%) son las ciudades con menor tasa de desempleo.