Devimed, concesión encargada del mantenimiento y administración de la Autopista Medellín – Bogotá, anunció el día de hoy a través de su cuenta de Twitter que aún la autopista continúa cerrada y que no hay fecha de su reapertura.

También el día de hoy se anunció que mañana 1 de enero de 2017 en las horas de la tarde se inducirá el movimiento de tierra del alud que se presenta en el kilómetro 14 + 350.

Se recomienda para estas fechas de fin de año tomar vías alternas como la variante Las Palmas y la vía a Santa Helena.

“Se calcula que ya desprendieron cerca de 5 mil metros cúbicos de tierra, y faltan por caer cerca de 45 mil. No se puede remover lo que ha caído por seguridad, porque sigue cayendo material”, informó el concesionario vial.

Mientras tanto los viviendas aledañas al derrumbe siguen evacuadas a la esperada de normalizar la situación en la zona.  Luz María Hincapié, secretaria de Gobierno de Copacabana, reportó que a siete familias les ordenaron evacuar por riesgo tras el desprendimiento del talud. “Lo que sucedió es producto de la naturaleza. Por el lugar hay mucha agua en la montaña”, aseguró y concluyó que siempre han mantenido labores de prevención para evitar derrumbes.

Según el informe de Devimed, la grieta en la parte alta de la montaña es de más de 5 metros y el suelo está fisurado y aparentemente suelto.

El derrumbe ocurrió a solo dos kilómetros del talud de tierra que enterró a 16 personas en octubre pasado, a la altura de la cantera Las Nieves.

Por esto mismo, el Dapard está evaluando la conveniencia de evacuar a otras 20 familias que viven en la zona, según informó el director de la entidad, Mauricio Parodi.

De igual forma, el municipio de Copacabana amplió la declaración de emergencia que está vigente desde el derrumbe de Las Nieves.