El Metro informó que en la madrugada del lunes 20 de febrero, dos personas desconocidas fueron sorprendidas por personal de vigilancia privada de la Empresa mientras trataban de pintar un coche de un tren ubicado en el Patio de Bello.

Las personas se dieron a la fuga dejando material de pintura abandonado. La afectación al tren fue mínima y de inmediato se procedió a retirarla. Las imágenes de las cámaras de seguridad y el material abandonado, harán parte de la investigación del caso.

La Empresa continuará sus esfuerzos para evitar que se presenten actos vandálicos. Para este fin se realizan de manera continua trabajos de infraestructura, obra civil, refuerzo en sistemas de seguridad electrónica y del circuito cerrado de televisión. Adicionalmente, con el apoyo de la Policía y la seguridad interior, se mejoran los procedimientos y estrategias de control que permitan reaccionar de manera rápida y eficaz ante cualquier eventualidad que intente afectar la infraestructura del Sistema.

Igualmente, se hace un llamado a los usuarios del Sistema y a la comunidad en general para que cuiden y protejan las instalaciones del Metro ya que se trata de un bien público que presta un servicio fundamental a los ciudadanos.

Respecto a la foto que circula actualmente en redes sociales en la que se ve un grafiti realizado a una unidad de tren, la Empresa aclara que esta imagen no corresponde a los hechos del pasado 20 de febrero, sino a un evento anterior sucedido en enero de 2014, lo que se puede evidenciar en la misma imagen que está circulando en redes sociales. En esa ocasión, cuatro personas fueron capturadas y judicializadas.

Caso 2016

Respecto a los eventos sucedidos los días 6 y 22 de marzo del año 2016 en las estaciones Exposiciones y Niquía respectivamente, cuando algunas personas ingresaron al Sistema Metro y pintaron unas unidades de tren, la Empresa de forma inmediata instauró las denuncias penales ante la Fiscalía General de la Nación, informando a la autoridad los hechos y el valor de los perjuicios generados.

Adicionalmente, se reforzaron medidas de seguridad y adoptó un plan de mejoramiento en seguridad.

En mayo de 2016, luego de los trabajos de investigación de la autoridad, los implicados aceptaron ante la Fiscal 246 Seccional de Medellín ser los responsables por los hechos ocurridos, así como su interés de llegar a un acuerdo conciliatorio para resarcir los daños causados a la Empresa. Por ello, en el mes de julio de 2016 se discutió el caso en el Comité de Conciliación de la Empresa, y se propuso a los responsables las siguientes actividades: un pago en dinero, trabajo de mano de obra como limpieza en algunas plazoletas del sistema y trabajo pedagógico y educativo en talleres artísticos y formativos con el programa Amigos Metro.

A la fecha, la Fiscal 246 Seccional ha estado en contacto con los responsables y sus familias revisando la propuesta de la Empresa,  y está pendiente de fijar audiencia de conciliación para así finalizar el proceso penal y resarcir los perjuicios causados a la Empresa.