En el Plan de Desarrollo 2016-2019 se aprobó la estrategia Bancuadra, con la cual se pretende masificar el sistema de microcréditos y erradicar los préstamos con tasas de usura.

Afirman concejales en la socialización sobre la modificación al programa Banco de los Pobres.

Durante la socialización del Proyecto de Acuerdo 081 de 2017, por medio del cual se modifica el Acuerdo Municipal 45 de 2001, por el cual se institucionaliza el programa Banco de los Pobres, realizada hoy en el recinto de sesiones, la concejal Aura Marleny Arcila Giraldo, coordinadora del grupo de ponentes, afirmó que el banco de los pobres es un instrumento de gestión que debe estar dirigido a fortalecer la economía barrial y combatir el pagadiario en las zonas más vulnerables de Medellín.

- Publicidad -

[ads1]

En el Plan de Desarrollo 2016-2019 se aprobó la estrategia Bancuadra, con la cual se pretende masificar el sistema de microcréditos y erradicar los préstamos con tasas de usura, para tal propósito es necesario hacer unas modificaciones al programa Banco de los Pobres para ampliar su cobertura, añadió Arcila Giraldo.

Además, es necesario asignar mayores recursos al proyecto para responder a las necesidades de la ciudadanía e impactar positivamente la economía.

Por su parte, los concejales hicieron una llamado a la Administración Municipal para fortalecer con presupuesto esta iniciativa y mejorar los procedimientos para que la gente pueda acceder fácilmente a los préstamos.

La secretaria de Desarrollo Económico, María Fernanda Galeano Rojo,  aseveró que la estrategia de Bancuadra es un programa social que por cuadra crea una Red de apoyo vecinal, que es la unión de grupos de vecinos que se reúnen para formar un círculo de préstamos solidarios.

La comisión de ponentes del proyecto está conformada también por los concejales Manuel Alejandro Moreno Zapata, Nataly Vélez Lopera y Ricardo León Yepes Pérez.